Madre de Noel RodríguezMadre de Noel: “Siento mucho dolor, fue culpa de la cuarta República”

“Estoy contenta y muy agradecida luego de tantos años luchando y luchando. La Fiscalía fue la que hizo todo y estoy muy agradecida. En este momento siento mucho dolor, esto fue culpa de la IV República, no nos decían nada. Mi esposo y yo fuimos a Cocollar y no nos decían nada”.

La voz tenue y temblorosa de Zenaida Mata se escuchó del otro lado del teléfono. Sentimientos encontrados, dolor, alegría, agradecimiento se atropellaron en su expresión de margariteña, emocionada, ahora. Después de 40 años buscando a su hijo, al fin se supo de él, de sus restos, desaparecidos por agentes de la Dirección de Inteligencia Militar (DIM) en junio de 1973.

La madre de Noel Rodríguez tiene actualmente 86 años y estuvo la mitad de su vida buscando en el vacío de cuerpos policiales e instituciones, entre otros, en la sede del comando antiguerrillero ubicado en Cocollar, estado Sucre en el cual, como ella misma expresó, nunca le dijeron nada.

Ayer, en Lechería, estado Anzoátegui, junto a los cuatro hijos que le quedan, pasó en familia el día, quizá para recontar junto a los suyos las historias de Noel, luego de que la Fiscalía el pasado sábado revelara el hallazgo de su cuerpo en un nicho del Cementerio General del Sur.

Que se castigue a los culpables

Celis Rodríguez, uno de los hermanos, se sonríe con cierta amargura cuando se le indaga su opinión sobre el anuncio. Confiesa tener “todo revuelto”.

“Nos sentimos con sentimientos encontrados, sentimientos de felicidad porque por lo menos le vamos a dar sepultura a los restos de mi hermano y sentimientos de rabia e impotencia, todo está revuelto”, expresó.

Rodríguez fue el protagonista de la indagatoria que realiza la Fiscalía General de la República desde hace un año, participó en la exhumación del cuerpo y además “en todas esas luchas” que tuvieron que dar durante los gobiernos de la IV República. Algunas de ellas las recordó nuevamente.

“Mi mamá fue a hacer una huelga de hambre en el Colegio Médico para tratar de sensibilizar a la esposa del (presidente Rafael) Caldera, (Alicia Pietri de Caldera) para tratar de que le dieran una respuesta como madre y nunca se la dieron”, contó, luego de revelar que el gobierno copeyano nunca reconoció, ni siquiera, la detención de Noel Rodríguez.

“Lo que podemos aspirar es a que se castigue a los culpables y se termine de investigar quiénes fueron las personas que estuvieron implicadas, tanto en la tortura como en la muerte de mi hermano y que la justicia se encargue de ellos”.

Afirma, sin ninguna duda, que durante los 40 años que estuvieron indagando los movió la búsqueda de la verdad “y la verdad era conseguir los restos de mi hermano. Nosotros sabíamos que estaba muerto, no podíamos crearnos falsas expectativas, lamentablemente”, pero las evidencias, el cuerpo, estaba desaparecido, no estaba.

Luchamos contra un monstruo

Explicó que este esfuerzo, este clamor de justicia, esta angustia de ellos por una muerte nunca reconocida por nadie, este vacío, esa desaparición sin evidencias, no era tampoco reflejada por los medios de comunicación de la época.

“Nosotros hicimos lo que pudimos, lo que nos permitían los medios de comunicación de la época porque era muy difícil que publicaran algo relativo a eso. Estábamos luchando contra un monstruo que no nos daba facilidades para nada. Fuimos a todas las instituciones habidas y por haber, del presidente Caldera para abajo y ninguno nos daba respuestas”.

Historias negras

En Cocollar, estado Sucre, sede del Teatro de Operaciones 4 (TO4) persisten varias historias negras. Además de Noel Rodríguez, permanecen desaparecidos el campesino Juan Chacón Lanza, detenido en 1969 y el estudiante de Sociología de la UCV Luis Alberto Hernández aprehendido en 1972. Lo último que se supo de ellos es que fueron llevados a Cocollar.

 “Pedimos justicia, sin justicia no hay perdón”

Noel Rodríguez nació el 11 de marzo de 1946 en Margarita, pero se crió en una casa ubicada en la novena carrera norte, en El Tigre, estado Anzoátegui, bautizada posteriormente como La calle de los desaparecidos porque en la misma cuadra vivía Fidel Jiménez, estudiante, también desaparecido por el gobernador Ovidio González en la década del ‘90.

Así lo relata Omar Narváez Aché, quien estudió con Noel Rodríguez en el liceo Briceño Méndez de El Tigre y ahora integra la Fundación Juan Chacón Lanza, con sede en Cumanacoa, estado Sucre, para “el rescate de los compañeros caídos y desaparecidos”.

Para Narváez Aché la petición al Ministerio Público sobre el caso de Noel Rodríguez es una: justicia.

“Lo que estamos exigiendo es que se establezca la verdad de los hechos. Estamos clamando justicia porque sin justicia no hay perdón, tiene que haber justicia para que haya un perdón.

El próximo 26 de enero, esta organización realizará un acto en honor a los caídos en la población de Maturín, estado Monagas.

Ciudad Ccs / MinCI

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>